Ümit Yaşar Oğuzcan : Pasión y Éxtasis

aaaa
Dimecres 19 de Novembre del 2008
19 Kasım 2008 Çarşamba
Τετάρτη 19 Νοεμβρίου 2008
Yom Shlishi, 20 Cheshvan, 5769
الثلاثاء 21/11/1429

AAAA

____IMATGE DEL DÍA _____

Desesperació (Enric)

aaaa

* * *

aaa

__Solo de Qanun "Rast"__

Abdullah Chhadeh nació en Damasco, creció en un campamento de refugiados en los Altos del Golán y aprendió el oud y ditched hasta llegar a la cítara de 81 cuerdas llamada "Qanun", de la que es ahora un virtuoso . Desde su salida del Golán, de regreso a Damasco y más tarde en el Guildhall School of Music en Londres, ahora en el Reino Unido se publica "Siete Puertas" su tercer disco después de "Ya mal al-Sham", disco de música cásica solo para qanun y Live at Womex 2001Rotterdam.
aaa
....
ccc
____ÜMIT YAŞAR OĞUZCAN____

( 1926 - 1984 )

Poeta turco nacido en Tarsos, al sur de Turquía. Escribió cerca de sesenta libros y ha sido traducido y publicado en una docena de idiomas. En 1944 se publican poesías suyas en algunas revistas literarias de Istanbul. En 1961 abandona Ankara para trasladarse a Istanbul, polis que el poeta consideró como la "ciudad del amor" .No dedicó la totalidad de su tiempo a escribir y trabajó como economista en un banco hasta 1977.

Una vida agitada y llena de angustia lo llevaría a intentar el suicidio en tres fallidas ocasiones. Se casó, también, tres veces y del primer matrimonio tuvo dos hijos. El mayor de ellos, Vedat, se suicido tirándose desde la torre de Gálata en 1973 la cual cosa marcaría hasta su fallecimiento a Yaşar.

Su obra más reeditada y conocida es "İki Kişiye Bir Dünya" (Un mundo para dos) aparecida en 1957. Su primera redacción la escribió durante una semana, según dicen algunas fuentes en estado de trance, tras la cual cayó exhausto. Es una colección de poemas de amor, pero con la temática amorosa se entrelazan en él otros mundos: la pintura, la música, los viajes por geografías exóticas, las creencias y actitudes ante el mundo y sus problemas, enriqueciéndolo y superando los estrechos límites en que tiende a encerrarse lo amoroso. Umit Yasar Oguzcan está considerado como el poeta más fecundo e importante de la Turquía contemporánea. En 1980 abre una galería de arte en Estambul, la ciudad que le verá morir en 1984 a causa de un infarto de miocardio.

Edición española de "İki Kişiye Bir Dünya"

Algunas obras de Ümit Yaşar:

Dolmuş (1955), Aşkımızın Son Çarşambası (1955), Bir Daha Ölmek (1956), Kör Ayna (1957), İki Kişiye Bir Dünya (1957), Beni Unutma (ilk yedi kitabından seçmeler, 1959), Karanlığın Gözleri Çigan Gözleri (1962), Ötesi Yok (1963), Hüzün Şarkıları (1963), Bir Gün Anlarsın (1965), Sadrazamın Sol Kulağı (1965), Yıl (1982) adını taşıyor. Bütün Şiirler Özgür Yayınları’nda basılıyor (4 cilt, 1982-1984).


* * *

____ARANLIKTA____
Beşyüz borazan birden çalıyor
Bin davul birden vuruyor başımda
Gök gürültüleri
Çekiç sesleri makine sesleri
Dağlardan kopan kocaman çığlar
Taşlar
Kayalar
Ey üstüme üstüme gelen deniz
Ey cam kırıklarından kader
Yeter
Yeter artık
Nerdesey çıldıracağım
Bir yeşil ötesine deldim durdum işte
Merdivenin son basamağındayım
Bir adım daha atsam
Kimseler tutamaz beni
Bir adım daha atsam karanlıktayım


.......

____EN LA OSCURIDAD____

Suenan quinientos cuernos a la vez
Mil tambores retumban en mi cabeza a un mismo tiempo
Truenos
Martillazos ruidos de máquinas
Inmensos aludes que caen de las montañas
Piedras
Rocas
Oh mar que embistes contra mí
Oh destino de cristales rotos
Basta
Basta ya
Estoy a punto de enloquecer
He llegado más allá del verde y aquí me he detenido
Estoy en el último peldaño de la escalera
Si doy un paso más
Nadie puede detenerme
Si doy un paso más estoy en la oscuridad

* * *

____FETA ve BULGUR

KALAMAR DOLMASI____

____Calamares rellenos de

Bulgur y Feta___

INGREDIENTES:

. 1 Kg de calamares pequeños.

. 2 Cebollas.

. 1 Limón.

. Queso Feta.

. Anchoas.

. 2 dientes de ajo.

. Perejil.

. Aceite de oliva.

. 1 vaso pequeño de vino de Oporto.

. Piñones.

. 100 gr. de Bulgur.

. Unas anchoas.

. 1 pastilla de caldo de carne.

. Oregano.

. Pimienta negra.

. Menta seca.


PREPARACIÓN:

1/ Cortamos menudas las cebollas y sofreimos en aceite de oliva a fuego lento. Añadimos un punto de sal y de pimienta negra.

2/ Cuando tenemos la cebolla pochada la partamos a un recipiente seco y limpio. Cortamos el queso Feta y el perejil en pedazos pequeños. Añadimos a la cebolla y mezclamos bien.

3/ Ahora cortamos (no picamos) las anchoas en pedazos y añadimos a la mezcla.

4/ A fuego muy lento y con solo una gota de aceite freimos en sartén los piñones hasta dorarlos. esta operación es de vital importancia y debemos vijilar en todo momento que los piñones no se nos quemen pues amargarían estropeándonos el resultado final.

5/ Añadiremos los piñones a la mezcla con cuidado para que no se nos aplasten demasiado. Nos interesa que queden enteros y así formen una amalgama de texturas en el interior de nuestro relleno.

6/ Pondremos dos litros de agua a calentar. Cuando esta hierva vertiremos en ella el bulgur que, anteriormente habremos lavado bien bajo el grifo. El bulgur debe cocer a fuego medio durante siete minutos y, al retirarlo del fuego lo dejaremos cinco minutos más reposando en el agua caliente.
7/ Pasaremos el Bulgur por agua fría y dejaremos escurrir bien. Si es necesario prensaremos el bulgur con una espátula o cucharón contra el colador para que expulse toda el agua que nos sea posible.


8/ regresamos a nuestra mezcla de relleno para añadir la yema de un huevo. Esta aportará sabor y será un buén aglutinante de todos los ingredientes.
9/ llega el momento de "atacar" con nuestros pequeños calamares. Con paciencia iremos limpiando, uno por uno, todos los calamres. Vaciaremos de tripas y restos el interior, sacaramos con mucho cuidado las pieles para que no se nos rompan las vainas y, una vez todos limpios, acabaremos de igienizarlos con agua bien fría bajo el grifo. Deben quedar relucientes. Rociarlos con zumo de limón y dejarlos reposar y escurrirse durante cinco minutos.


10/ De uno en uno, con sumo tacto, rellenaremos los pequeños calamares con el equivalente una cucharada de café (aprox.) de nuestra mezcla. Cerraremos la parte abierta "cosiendola" con un palillo.


Aunque el proceso es lento y un tanto costoso aconsejo mantener la calma. Es preferible invertir un tiempo y poder, después, disponer de una buena cantidad de calamares. Aquellos que se rompan no nos serán útiles pues reventarán al cocinarlos.

11/ En una cazuela (preferiblemente de barro) pondremoas a sofreír lentament una cebolla grande cortada muy pequeña.

12/ Poco a poco, en una sartén co el aceite bastante caliente, iremos friendo los calamares rellenos. No deben hacerse demasiado y cuando cambien de color desprendiendo ese aroma tan característico del calamar cocinado los apartaremos a una fuente con papel secante en su base. No necesitamos un exceso de aceite.


13/ Ya tenemos todos los calamares pasados por la sartén. Ahora los añadiremos a la cazuela donde la cebolla está pochada en su punto (casi transparente). Regaremos con el vino de Oporto y dejaremos cocinar un minuto para que el alcohol se evapore. Después echaremos la pastilla de caldo concentrado cortadita en pedazos muy pequeños y cubriremos con agua caliente. Dejaremos cocinar a fuego suave hasta que el agua se haya reducido a un tercio y serviremos caliente.


Este plato que, sin duda, me ha inspirado un conjunto de recuerdos culinarios de marcado caracter mediterráneo, lease aromas turcos, griegos, italianos, esapñoles y catalanes, es, al mismo tiempo, un contundente alimento digno de un ágape dominical. En pequeñas proporciones se puede servir como una tapa o mezze y, añadiendo a la cazuela un par de langostinos, cuatroa almejas y algún que otro mejillón nuestra receta lucirá como el más suculento y completo plato de nuestras costas, en nuestras tabernas y bares, cerca del mar, oliendo el salitre, mirando las nubes que se alejan hacia otras ribas donde gentes de otras culturas pescan y otras se hacen a la mar en precarias embarcaciones soñando con una vida mejor. Esperemos, algún día, compartir mesa, pan y trabajo con ellos, escuchar su historia y su viaje y aprender, siempre aprender...

¡ BON PROFIT !

¡ شهيه طيبة !

¡ BUEN PROVECHO !

¡ AFIYET OLSUN !

¡ Καλή όρεξη !



















































































































































































































6 comentaris:

Nikos-Emmanuel ha dit...

Merhaba ve καλησπέρα Enric!

Sóc molt feliç de veure que has actualitzat el magnífic "Bosphorus". És tardíssim i acabe de publicar al meu blog. He fet una ulladeta al teu post, molt per damunt, però serà demà, a la vespradeta, quan disfrute am la seva lectura (ara sóc quasi un cadàver! :P)

Per cert: Tenim cervesa "Mythos" al País Valencià??? !!!

Demà et comente.
Una abraçda i bona nit!

ENRIC ha dit...

Merhaba Company, Καλημέρα,
Poc a poc, amb esforç de pedra que s'alça umb un sol braç. Poc a poc el camí, un altre cop el camí de músiques, lletres, i queixalades de llop cadell, famèlic d'aprenentatge.
I ara, a la ruta de cada día, al asfalt, al quitrá i al perill...
Una forta abraçada,
Selam ve iyi günler arkadaşım.

Toni Salado ha dit...

Merhaba Enric! Pasar por tu blog es un placer para la vista, los oidos, el olfato, el tacto y el gusto. :)

He escrito un pequeño comentario sobre "Estambul. Ciudad y recuerdos" de Orhan Pamuk, en mi blog. Como experto en la materia, espero tu crítica despiadada, jejejeje...

Görüsürüz!

ENRIC ha dit...

Merhaba Toni,
Noktamek üzere uçmak !! Eyvallah arkadaşım !!! (a punto de volar !, Así sea amigo mio!).
Bueno nen, muchas gracias por tus alagos pero no hay para tanto. Por cierto ¿el tacto? ¡collons! filas prim company!!!
Ya me comentaste que estaban incándole el diente a "Hatiralar ve şehir". Supongo que te gostó ¿no?. Seguro que sí, es un excelente libro y un excelente documento. Más tarde me paso pr tu página y le leo. Camarada, yo de experto "hiç hiç hiç", un simple aficionado nen. Pero gracias de nuevo por "l'ensaboná" !!!
Haydi!! Vinga que ja et queda poquet, ànims!!!
Selam ve iki akşamlar.

Nikos-Emmanuel ha dit...

Merhaba ve kalispera, Enric!
"Promise is debt!" y aquí estoy; cansado pero bastante más despejado que anoche, con la mente reseteada como una página en blanco, lista para ser emborronada por nuevos nombres, nuevas palabras, nuevos poemas... Aprender, siempre aprender. Creía uno que, llegado a estas alturas, a la cuarta década, lo tendría casi todo aprendido, todo controlado. Y ahora te das cuenta que, afortunadamente, no sabes casi nada. Bueno sí: has aprendido que el tiempo pasa y no vuelve, y tratas de vivir, de absorberlo todo ya contra reloj.

Me recuerdo con unos quince años, de madrugada, en la cama, escuchando emisoras de onda corta. Radio Damasco y Kol Israel se alternaban en el transistor. El exótico sonido de un qanun como el de Abdullah Chhadeh se perdía en la noche y de pronto aparecía la voz de Ofra Haza cantando versos del "Shir Hassirim" ("El cantar de los Cantares"). Los caprichosos kiloherzios componían al azar un hermoso programa de músicas del Oriente Medio, de países que se odiaban a muerte, mucho antes de que apareciese el omnipotente Ramón Trecet...

Anoto el nombre: Umit Yasar Oguzcan, "Un mundo para dos". Aprender, siempre aprender... El librero me dice por teléfono que lo tendrá el próximo lunes. No sé a qué se debe esa extraña atracción que siento hacia los poetas suicidas: Karyotakis, Gogou, Lapathiotis y tantos otros. Yasar Oguzcan no consumó el suicidio; simplemente vivió con él...

Termino ya, con ese aroma de mar de esos "Kalamar Dolmasi" o "Kalamarakia Yemistá" que me han traído el recuerdo de una cena en una tabernita de Nea Makri (hace poco más de tres meses) a medio metro del Mar Egeo, contemplando cómo se desvanecía en el horizonte el negro perfil de la isla de Eubea y aparecía una increíble luna llena . Un trago de ouzo y después... el eclipse.

Selam ve καλό σου βράδυ!

ENRIC ha dit...

Merhaba amigo Nikos, καλησπέρα,
La felicidad es un momento en esa tabernita de Nea Makri, mirando las estrellas romperse contra el cielo huidizo que mira la desbandada de islas deparramandose como nubes después de la tormenta. y Andros y kea y Paros en lontananza... ¿quién pudiera una sola vez? una sola...
Siempre aprender amigo, aprender de ellos, de los que callan, de los que ni tan siquiera miran y a menudo se esconden. Aprender para notar una vez más el vacío interior, el hambre de saber más. Y reconocer que ese, ese que camina sucio de tierra removida por el arcén de una carretera comarcal es el maestro. Y también ese que sube calle arriba, con un cubo colgando de esa mano sajada por el viento, con dos pescados que asoman la cola reluciente, recompensa del esfuerzo, del trabajo y la vida que cada día deja en la mar, entre redes y olor a negro gasoil. Mirar y escrutar los secretos de ese tipo con chilaba que entra en la mezquita y se descalza y ora en dirección a la alqibla mientras sus hijos corren por alguna callejuela de Meknes. Preguntarse a menudo de donde viene uno, porqué sigue estando donde está, que seres le rodean diariamente... buscar el sentido de cada momento en el brillo, en los ojos de esa mujer que los asoma tras el hiyab como joyas salvadas del terrible anonimato. Ver en la dulzura de una caricia tibia los duros golpes que el pasado dió, injustamente, de forma tan cruel. Y aprender, sí, como un alumno desaventajado, rezagado en las tareas de vivir, de conocer y comprender a los demás.
Esas emisoras, otras emisoras y el sonido en el éter permanente, imparable de las voces en mil idiomas; las músicas, los rezos y discursos. Esas nos mantuvieron alerta, prestos a cazar al vuelo un ápice de realidad, un poco de vida verdadera, la que soñabamos.
Mover el dial lentamente, milímetro a milímetro, cauto como el gato ante un ratón. Y ¡zas! la voz anhelada, la nota de un bouzouki, de una zurna, de una cornemusa lejana, de un poema imcomprensible recitado en árabe o sardo, el consultorio imposible de Radio Argel Internacional, el mordisco doloroso en el alma de otra jornada.
Y así, como en un juego de piezas que encajan sin sentido alguno, meditando la jugada, experto perdedor, la apuesta sigue en pie, las cartas en la mesa y el tahur mirando y mirando "gözlem" observación obsesiva del espejo, muerte ajena, muerte propia...
Espero que algún día me hagas partícipe de ese judaico perfil, a ese lánguido, al parecer parapetado recuerdo que guardas como aguja hiriente, como pincho de rosa antigua en esa kipá tan griega.
Me alegro con regocijo de que ÜMIT YAŞAR te haya despertado ese rencor que nos guardamos algunos, ese tomar el flagelo y azotar los sentodos zigzagueantes y peligrosos que no quisieramos y que, a nuestro pesar tanto amamos.
Es un gran poeta. Leelo despacio, vívelo muriendo un poco para renacer más nuevo y completo. Ya me contarás...
Voy a dejar de hablar y hablar y escribir y llenar la´página interminable de palabras y sonidos y silbidos y gritos aterradores. Voy a beber y a llorar y reir y...a vivir...
Un fuerte abrazo.
Selam ve σ' ευχαριστώ πάρα πολύ φίλε!