FRANCESCO GUCCINI: "La vera voce de le parole"

Dissabte 18 d' Octubre del 2008
18 Ekim 2008Cumartesi
Σάββατο 18 Οκτωβρίου 2008
Venerdi 17 ottobre 2008
السبت 19/10/1429

___IMAGEN DEL DÍA___

هل أنت الملك الكوكب الأبيض؟
( رسم : Enric)
ccc
* * *
sss
___FRANCESCO GUCCINI__
___La vera voce de le parole___
sss

Francesco Guccini nace en Módena el 14 de junio de 1940. La madre de Francesco, Ester Prandi, en vista de como se iban sucediendo los acontecimientos que llevaría a Italia a la guerra, y tras el forzoso alistamiento de su marido, Ferruccio Guccini en las tropas fascistas, decide trasladarse a una zona más tranquila y alejada de los peligros. Así parten hacia la casa de los abuelos paternos en Pàvana, en los Apeninos. Allí trancurrirá toda su más tierna infancia en un entorno amable y con las necesidades primarias atendidas.

Cinco años más tarde, en 1945, Francis y su familia regresan a Módena, donde su padre, de regreso desde el frente en agosto de ese año reanuda sus labores de empleado en la Oficina de Correos.

Después de las escuelas primarias y secundarias se gradua de maestro en 1958. Sin embargo, en 1957, con 17 años, ya ha aprendido de forma autodidacta a tocar la guitarra, instrumento que le acompañará hasta el día de hoy.

Con sólo 19 años (el 1959) y con el diploma en el bolsillo, Guccini consigue un trabajo como profesor en un colegio de Pesaro, pero esta es una breve y decepcionante experiencia pues en realidad, es despedido después de sólo un mes y medio.

Se traslada a Bolonia donde ingresa en la universidad pero no es hasta después de haber cumplido el servicio militar que se reconoce como un estudiante más y se toma en serio la carrera. Así conoce la obra de Borges y Umberto Eco.

En 1961 regresa de nuevo, ahora con toda su familia, a Bolonia e ingresa en el ejercito durante un año yendo destiando a Lecce, Roma y a Trieste. Esta será una experiencia positiva para Farcesco pues conoce a algunos intelectuales que comienzan a marcar su ideología. Así Fausto Amodei, Sergio Liberovici y Michele Straniero, le introducen en el mundo de las canciones populares y anárquicas. Basándose en estos "encuentros", Francis inicia sus actuaciones con un grupo que incluye al poeta Adriano Spatola. Mientras tanto, seguirá asistiendo a la universidad y escribe las canciones "L'antisociale" (El Antisocial), "La ballata degli annegati" (La balada del ahogado) y "Venerdì santo"(Viernes santo), canciones que él calificará como "pruevas".

Bajo la influencia de Bob Dylan, Guccini escribió otras tres piezas: "Auschwitz", "Dall'amore che nasce l'uomo" (El hombre nace del amor), y "Noi non ci saremo" (Nosotros no estaremos aquí). "Dio è morto" (Dios está muerto) es la primera canción que aparece con su firma. Interpretada por el grupo "Nomadi" (los nómadas), fue censurado por la RAI, pero obtuvo el consentimiento de Radio Vaticano y de Pablo VI, que definió el texto como "un loable ejemplo de exhortación a la paz y el regreso a los justos y racionales principios morales.


Gracias a los cantantes y productores musicales Caterina Caselli y Giorgio Gaber, Guccini hace su debut en la televisión cantando Auschwitz el 5 de mayo de 1967. Después de la grabación de su primer disco de 45 revoluciones y su segundo álbum (dos años más tarde), en enero de 1970, Francesco parte hacia los Estados Unidos empujado por la fuerte curiosidad de ver el país que ha conocido a través de los libros. Este viaje acaba por ser una verdadera decepción.

Acaba de regresar, se traslada a vivir con la que será su futura esposa, Roberta. En octubre de 1970 termina el disco "L'isola non trovata" (La isla no encontrada) a cuya grabació colaboran los músicos Vince Témpera, Ares Tavolazzi y Ellada Bandini, el núcleo original de lo que hoy es el grupo de Francesco Guccini.

1972 es el año del cuarto álbum (Raíces), la consagración. Memorable y evocadora, sin duda, sigue siendo "La locomotiva" (La locomotora) que fue inspirada por algo que realmente ocurrió un 20 de julio de 1893 cuando el anarquista Peter Rigos - conductor - dirigió una locomotora a chocar contra un automóvil estacionado cerca de la la estación de Bolonia. La enorme fama de esta canción no oculta la belleza de otras: "La canzone dei dodici meside" ( la canción de los doce meses), "Piccola città" (Las ciudad pequeña) o "Incontro a Il vecchio e il bambino" (Encuentro del niño y el viejo).

En 1978 aparece el que será octavo disco de Guccini. Un trabajo en directo con el grupo Nomadi en 1979. Después vendrán "Metropolis" en 1981, "D'amore di morte e di altre sciocchezze" (1996), "Stagioni"(2000) y "Anfiteatro" -en directo- (2005), entre otros .

En 1998, para celebrar treinta años de actividad, Emi publica colecciones de los artistas de su sello: en este contexto ve la luz el doble álbum en directo de Francesco Guccini. A partir de ahí combina su carrera musical con la producción literaria: "Macaronì" en 1998, "Cittanovà Blues" en 2003 o "Icaro" aparecida este mismo 2008 son muestra de algunos de sus títulos.
Francesco Guccini es, sin duda, un personaje que nos hace pensar. Nos hace reflexionar con las letras de sus poémas que narran las preocupaciones de un existencialista, de un luchador contra las injusticias sociales, hombre marcadamente izquierdista, rebosante de indignación por su incapacidad para cambiar las cosas y la vida y del amor. Su tono, habitualmente melancólico y pesimista nos traslada a ambientes duros que, por otro lado, nos incitan a la movilización, a la lucha contra el coloso, contra lo iposible, hacia la utopía.

Esperando un nuevo trabajo de Guccini, después de la recopilación " The Platinum Collection" (2006), los seguidores de este histórico cantautor italiano seguiremos repasando, una y otra vez sus temas más emblematicos, así: Auschwitz, Che Guevara, Cirano, Argentina, La Locomotiva, Dio è morto... y Lettera:



___LETTERA___
___CARTA___

En el jardín el cerezo ha florecido

bajo el ímpetu del nuevo sol,

rápido, el barrio se ha llenado

de copos de álamos y de palabras.

A la una en punto se escucha el ruido

enguijarrado de los platos al chocar,

las televisiones son un estrépito de truenos

a juzgar por la indiferencia distante de los gatos;

como ves todo es normal

en esta inútil zarabanda

pero sobre la trama monótona de la vida,

sopla el "libreccio" de una pregunta,

pica el "rovaio" de una duda eterna,

una multitud de cosas que se fueron,

de quien espera siempre el invierno,

para anhelar un nuevo estío.

Han vuelto a florecer los caminos,

ideales bordados del mundo,

nos circundan engreídas la hija y la madre

con las mismas caras y con culos redondos,

con mentes idénticas, sin historia,

desafiando todo, sin límites,

los gritos de golondrinas y niños

aplastan ese engreimiento durante un instante;

como ves todo es habitual

en este atasco de vida y muerte,

pero entristezco, yo soy feliz,

en este camino de anhelos y fortuna,

de esta red demasiado deshilachada,

de estas metas verdaderamente de ensueño,

de esta sed insaciable,

de quien mueve las alas pero rehúsa volar.

Marchitan lentamente las rosas,

nacen a raudales los frutos del manzano,

las nubes en lo alto van silenciosas

semejando desgarrones cobaltos en el cielo.

Yo tumbado sobre la hierba verde

fantaseo despacio sobre mi pasado

pero la edad repentinamente disgrega

aquello que creí ser y que no he sido;

como oyes todo va como una seda

en este mundo libre de congojas,

en esta vida tomada con cierta distancia y superficialidad,

que se desarrolla con corrección siguiendo el programa,

con mis breves entusiasmos,

con tantos quiasmas filosóficos,

con historias trágicas, demasiado próximas o lejanas,

nacidas del azar.

Pero el tiempo, el tiempo, ¿Quién me lo restituye?,

¿Quién me devuelve aquellas estaciones

de cristal y arena?, ¿Quién me devuelve

la rabia y el gesto, mujeres y canciones,

los amigos perdidos, los libros leídos con voracidad,

la simple alegría de los instintos,

la sequedad sana de los sedientos,

la fe ciega en pobres mitos?.

Como ves todo es usual,

solo que el tiempo va consumiéndose

y existe la sospecha que sea trivial

el afán y el jadeo tras una carrera,

el ansia vulgar del día después,

el triste final de la partida,

el lento transcurrir sin un objetivo

de esta cosa que llamas vida.

<<<<>>>>

AUSCHWITZ
"Bambini nel vento"






AUSCHWITZ

Son morto con altri cento, son morto ch' ero bambino, passato per il camino e adesso sono nel vento e adesso sono nel vento....


Ad Auschwitz c'era la neve,il fumo saliva lento
nel freddo giorno d' invernoe adesso sono nel vento,adesso sono nel vento...

Ad Auschwitz tante persone, ma un solo grande silenzio:
è strano non riesco ancora a sorridere qui nel vento, a sorridere qui nel vento...

Io chiedo come può un uomo uccidere un suo fratello
eppure siamo a milioni in polvere qui nel vento, in polvere qui nel vento...

Ancora tuona il cannone, ancora non è contento
di sangue la belva umana e ancora ci porta il vento e ancora ci porta il vento...

Io chiedo quando sarà che l' uomo potrà imparare
a vivere senza ammazzare e il vento si poserà e il vento si poserà...

Io chiedo quando sarà che l' uomo potrà imparare
a vivere senza ammazzare e il vento si poserà e il vento si poserà e il vento si poserà...

AUSCHWITZ

Junto con cientos Yo morí cuando era niño

Pasando por chimeneas Y ahora estoy en el viento,

Y ahora estoy en el viento.

En Auschwitz caía la nieve, El humo subía muy lento

En el día frío de invierno. Y ahora estoy en el viento,

Y ahora estoy en el viento.

En Auschwitz había tanta gente, Y solo un gran silencio,

Pero, aún no puedo sonreír en este viento,

Sonreír en este viento.

Les pregunto, ¿Cómo pueden Matar a sus hermanos?

Pero, somos millones, En polvo en este viento,

En polvo en este viento.

Aún zumba el cañón, aún no está harta de sangre la bestia humana,

Y aún nos lleva el viento,

Y aún nos lleva el viento.

Les pregunto, ¿Cuándo será?

¿Y cuando aprenderán a vivir sin matar, Y el viento se aplacará?,

Y el viento se aplacará.

Les pregunto, ¿Cuándo será?

¿Y cuando aprenderán a vivir sin matar,Y el viento se aplacará?,

Y el viento se aplacará...


سلام
Eιρήνη

Barış

Pau






























































4 comentaris:

Nikos-Emmanuel ha dit...

Buona sera caro amico Enric! Va tutto bene dopo la tempesta? Espero que el tormentón que os han enviado los enfurecidos dioses esta tarde no te haya obligado a practicar el sano ejercicio de la lectura a la luz de un par de velas (yo confieso que a veces lo hago por puro romanticismo...)

A veces, en un instante, se te presenta todo un universo delante de las narices. Un universo como el de Francesco Guccini, que lleva tantos años en incandescencia y cuya existencia he venido ignorando hasta que hoy he cumplido con la bendita costumbre diaria de pasear mi barquita por las orillas del Bósforo. Genial el tipo, de verdad. Estremecido todavía estoy tras escuchar y leer los versos de "Auschwitz": qué preguntas tan lógicas y simples, tan estremecedoras... y la sublime poesía de "Lettera" (la he impreso para leerla y volverla a leer).

Descubres a un tipo como éste y cominenzas a pensar de dónde sacarás el tiempo para recuperar todo lo que de Guccini te has perdido durante tantos años. Te vas adentrando en la cuarta década y empiezas a comprender que el tiempo se ha convertido en el más temible de los enemigos...

Y dentro de unos días vendrá Enric y te descubrirá un poeta palestino, un multiinstrumenista turco o un cineasta sardo que te apasionarán y te darás cuenta de que el tiempo te está ganando la batalla.

Quin "rollo" t'acabe de fotre, nen!

Disculpa'm i passa un bon diumenge!

Una abraçada.

Τα λέμε!

P.S.: Inquietant, molt inquietant la il.lustració d'avui. Tindrà la seva història, oi?

ENRIC ha dit...

Buona sera fratele di dolci momenti culturale condiviso, Merhaba!
Sí, Guccini tiene una larga historia de compromiso izquierdista y, además, es un excelente compositor y poeta. Lo sigo desde hace ¡ufff! ¿ya tantos años?... sí, los cuarenta ya avanzan, pero nos queda tiempo, aun podemos amic, aun debemos company... No sufras, jamás podremos conocer todo aquello que, indefectiblemente nos gustaría, ¿conoces al grupo japonés NENES? últimamente me tienen obsesionado, nen!! ¿conoces al grupo KNAR?, lo mismo. Pronto pondré un post sobre ellos, son armenios y, vaya, me pirran!! Hay tantísimo que leer, que mirar, que comer, que escuchar... mejor no pensarlo y, ahora que la tormenta se calmó, tomar un trago dulce, morder algo sabroso y cerrar los ojos mientras la música líquida y casi desafinada de NENES me gana, ahora sí, la partida.
Una forta abraçada company,
Un forte abbraccio,
Kαληνύχτα...
P.S. Veuràs d'altres il.lustracions inquietants. Els somnis foscos son sempre presents per a mi al pintar. Vindran dibuixos més angoixants, segur...

Blanca ha dit...

Gracias por descubrime a Francesco Guccini, no lo conocía, hay tanto y tanto por descubrir... gracias por compartirlo. Ahora estoy escuchando los videos que has puesto y es posís cantada...
Un abrazo!!!

ENRIC ha dit...

Merhaba Blanca,
Gracias a ti por pasarte por estos salitrosos arrabales. Algunas noches, cuando se oyen las olas y hay tempestad sobre la mar, las luces lejanas de barcos inmensos se valancean. El azul se funde con el oscuro cielo, los gritos de las sirenas son profundos y desgarradores. Esas noches, con un ouzo frío en un vaso corto, escuchar las palabras de Guccini me reconfortan y recuerdan lo que soy, donde estoy, a que cultura pertenezco... y el sueño llega como un ladrón cauto con esa poesía, con ese aroma...
Un cordial saludo y hasta pronto camarada,